El lago Hurón – Le lac Huron

 

Caí en la primera mañana

Delante de mi madre de rodillas.

Me hicieron beber la leche de los perros

Calentada sobre las piedras.

Aún hoy,

Cuando mi sangre hierve,

Cuando siento llegar la tormenta,

Puedo gritar hasta que los lobos

Vengan a lamerme el rostro.

Sabía leer las marcas del tiempo

Sobre las cortezas de los árboles.

Sabía contar las astillas de mármol

Sobre la piel de las serpientes.

Hacía miles, millones de años

Que era suficiente ;

De todas formas vinieron a buscar a mis hijos

Para sus escuelas federales.

 

Esta tarde, camino

Como antes caminábamos,

Cuando la luna era ancha

Al borde del lago… al borde del lago Hurón.

 

Me han hecho vivir para otras reglas,

Me han hecho seguir leyes ;

Me han dicho: “Pequeño, el viento no se levanta

Sobre las plumas de las águilas.”

Ya no sé reconocer mis huellas

Ni dibujar mis discursos ;

No podría ni siquiera más escribirte frases de amor

Sobre mi cara pintada.

 

Esta tarde, camino

Como antes caminábamos,

Cuando la luna era ancha

Al borde del lago… al borde del lago Hurón.

 

El mundo ha girado demasiado rápido,

Te ha llevado derecho.

No has tenido tiempo de llevar

Tus raíces contigo.

El día en que encuentres que tu historia

Es demasiado joven

No habrá ya nadie en el Indien Reservation.

 

Hemos visto caer a los pies de los cara-pálidas

El último caribú,

Mientras agotado soñaba de pie

Contra los muros de tela.

Yo ni siquiera sé lo que pueden pensar

Los caciques…

Cuando la noche cae, pierdo mi camino

En todas esas nuevas estrellas.

 

Esta tarde, camino

Como antes caminábamos…